FISIOTERAPIA RESPIRATORIA EN PEDIATRÍA

FISIOTERAPIA RESPIRATORIA EN PEDIATRÍA

¿Qué es la Fisioterapia Respiratoria Pediátrica?

Con el término “Fisioterapia Respiratoria Pediátrica” nos referimos al conjunto de técnicas de fisioterapia que abordan la prevención, curación y/o estabilización de todas aquellas patologías que de forma aguda o crónica afectan en la primera edad.

Factores ambientales como la contaminación  y el estilo de vida, factores genéticos y la prematuridad son determinantes para que las afecciones respiratorias aumenten entre los más pequeños de la casa.

¿Qué patologías son susceptibles de tratamiento con Fisioterapia respiratoria?

  • Exceso de secreciones en las vías altas.
  • Bronquitis
  • Bronquiolitis
  • Neumonía
  • Asma
  • Fibrosis Quística
  • Patologías neurológicas que cursan con debilidad de la musculatura respiratoria

Pero, ¿por qué es importante la Fisioterapia respiratoria?

  • Permite la respiración nasal. La nariz actúa como filtro, evitando que partículas no deseadas entren en el organismo, por lo que es importante que aparezca libre de secreciones para realizar su función.
  • Elimina las secreciones de vías aéreas superiores, logrando controlar e incluso eliminar la tos ineficaz, es decir, la tos seca que no cumple la función de eliminar secreciones.
  • Reduce la obstrucción bronquial. Con las técnicas de fisioterapia se van a eliminar las secreciones de las vías respiratorias inferiores.
  • Evita complicaciones y recaídas, que pueden provocar ingresos hospitalarios y cambios en las rutinas diarias de los pequeños de la casa.
  • Evita la sobremedicación. Al reducir las probabilidades de producir una infección, se reduce la ingesta de antibióticos. Sin embargo, cuando es necesario el tratamiento médico, la Fisioterapia va a actuar como complemento, nunca como sustituto, logrando una mayor eficacia, una recuperación más rápida y una disminución de las recaídas.
  • Mejora la alimentación y disminuye la probabilidad de vómito tras las comidas. Cuando la nariz está obstruida por moco y estamos dando de comer a nuestro pequeño estamos comprometiendo su ventilación, por lo que es probable que rechacen el alimento e incluso les produzca el vómito.
  • Mejora el sueño. Al eliminar las secreciones y la tos, los niños son capaces de dormir mejor. Se acabó el despertarse con esos ataques de tos, lo que nos ayuda a descansar a toda la familia.
  • Educa a los padres para poder conocer la patología y actuar conforme a ella. El fisioterapeuta les enseña a realizar de forma correcta el lavado nasal, así como ejercicios que mejoran el estado de los músculos respiratorios, para que el pequeño sea capaz de mover las secreciones por sí solo.
  • Mejora la calidad de vida de las familias. No solo de los más pequeños, que sufren la patología en primera persona, sino de sus padres, hermanos y personas cercanas que deben cuidar y proteger al pequeño cuando está enfermo.

En definitiva, con la Fisioterapia Respiratoria buscamos la NORMALIDAD. Es decir, devolver a las vías respiratorias la calidad que le corresponde para que el organismo y el entorno de los más pequeños funcionen de forma normal.

 

AUTORAS: Natalia López Ferreño y Beatriz Torres Silva